Ana Coello, la maestra que se convirtió en escritora

1:17:00 p. m.


Fantasiosa. Así se describe Ana Coello, la autora mexicana que está cautivando a miles con sus conmovedoras novelas románticas, que tocan la fibra sensible de todo aquel que se deja envolver por sus letras. 

Maestra por más de once años, ella asegura que todavía no es escritora, pues aún le queda mucho por aprender a pesar de que escribe desde pequeña, cuando su imaginación comenzó a cobrar vida en su cabeza y sentía la necesidad de plasmarlo en papel. 

Madre de dos hijos, felizmente casada, y radicada en la hermosa ciudad de Guadalajara, México, Ana inició este viaje, que hoy le ha traído tantas alegrías, casi por accidente, pues ella solo buscaba llenar sus ansias de nuevos libros que la hicieran vivir muchas vidas. 
- Muchos autores se autopublican en Amazon, ¿por qué decidiste hacerlo a través de Wattpad?
Encontré Wattpad porque quería leer. Yo desconocía que fuesen novelas de personas comunes, que no tenía ningún renombre, ni editorial ni nada. No sabía cómo se manejaban esas cosas. Escribí para mí misma por muchos años, y hace cuatro descubrí que podía subir mis propias historias en una plataforma que era segura. En ese entonces, yo no sabía que era Amazon, siquiera que existía, no tenía ni idea de este mundo. Conforme fui leyendo, me di cuenta de que podía hacerlo; fui investigando, empapando mi curiosidad. Después me di cuenta que estaba el asunto de la autopublicación de Amazon, que podías vender tu libro en físico y todas esas cosas. 

- ¿Qué significa para ti poner la palabra "Fin"?
Casi ninguna de mis novelas está terminada porque continúo encontrando cosas y las edito. Pero cuando para mí la historia fue contada, me siento tranquila. No soy de las que sufren, no soy de las que "Ay, por qué me despedí ya de ellos y se acabó". No. Yo digo: "Ya. Se contó lo que se tenía que contar", y no soy de estar haciendo más partes ni nada. Cuando uno de mis libros tiene una secuela yo sé que la va a tener, cuando no, pues no, ya se contó lo que se tenía que contar y yo me quedo como: "Ya. Acabé. Que bien". ¡El que sigue! (Risas)

- ¿Y los personajes? ¿Te cuesta despedirte de ellos? 
La verdad es que no, porque cuando los plasmo en el papel me los vivo de verdad. Yo no escribo muchas novelas al año, solo una bien escrita, larga, compleja… Entonces me la vivo en canciones, en el entorno, y cuando termino es porque de verdad acabé de estar con los personajes, de estar con la historia, de disfrutármela. Entonces, ¡pum! puedo soltarla.

- ¿Qué buscas transmitir con tus novelas?
Lo que yo siento al escribirlas. Me gusta "hacer sentir las emociones de los personajes", y eso es algo que los lectores encontrarán en mis libros. Por ejemplo, si empiezo a escribir "sintió cosquilla en las manos que subieron por brazo, erizando su piel”, quiero que mis lectores digan "Ay sí, yo lo he sentido".
También busco que puedan "ver" la novela como una película, como yo la veo, no solo leer por leer. Me gusta ser lo suficientemente específica y clara para que cuando lo lean se lo imaginen. 
Y lo más importante, me gusta transmitir que el amor es lo más fuerte que existe. Pero no el amor de pareja, sino en general: el amor a la vida, a ti mismo… 

- Háblanos de tu proceso creativo
Muchas de mis historias las he soñado a pedazos. Cuando me siento a escribir lo primero que hago es un pequeño resumen, y luego empiezo a buscar canciones que me inspiran a crear la atmósfera y el entorno en el que se va a desarrollar la novela. Siempre tengo una libreta a la mano donde apunto las pautas de la historia: cómo va a comenzar, qué irá pasando… y ya después me siento a escribir. Hay veces que esas pautas se me pierden, o sea acabo haciendo otra cosa, pero siempre me van ayudando a guiarme a dónde quiero llegar más o menos. Hay veces que el proceso cambia pero siempre sé a dónde voy.

- ¿Cuándo comenzaste a escribir novelas?
La novela que se publicará en octubre, "Vidas cruzadas", es la primera que escribí, y lo hice hace ya más 10 años, solo que ahora es que está lista. Escribo desde muy pequeña, siempre he sido muy fantasiosa. Tengo escritos desde los 11 años, novelas súper tórridas y dramáticas, están guardadas en mi diario. Nunca me planteé ser escritora, e incluso actualmente siento que estoy en el proceso de aprendizaje. Yo soy maestra, no escritora… Así que cuando escribí mis primeras novelas y las subí [a Wattpad] y empezó toda esta recepción yo solo me pregunté: "¿Qué está pasado?". Cuando vi que mis escritos gustaban y seguí subiendo novelas que ya tenía escritas… pues me asombré mucho. Todo esto me ha estallado en las manos, pues realmente yo no sabía a dónde iba. Todo me ha ido pasando "de a golpe" y me he tenido que ir adaptando, más estoy muy feliz. Ahora resulta que a muchos les gustan mis novelas, y a mí me encanta escribirlas y compartirlas, por eso sigo en Wattpad, porque el feedback inmediato me nutre mucho, más que buscar ventas en Amazon. Ahí los comentarios de mis lectores son la clave. 

- ¿Por qué te gusta publicar en Wattpad novelas ya terminadas?
Usualmente las autoras van subiendo conformen van escribiendo, yo no.  Yo cuando publico una historia es porque ya "la terminé", ya "está lista", solo la voy editando, puliendo y afinando. En resumen, conforme la subo las voy nutriendo. ¿El por qué? Bueno, primero porque no me hacen dudar de mi historia, y no la voy a cambiar por más comentarios que lea; y segundo, porque si algo me faltó, los mismos lectores me lo van diciendo, por lo que comienzo a ver dónde hay que ir agregando detalles. Pero la trama como tal la respeto muchísimo, no le cambio nada. 

- ¿Qué te ha quedado de tu experiencia en Wattpad?
Los comentarios me nutre muchísimo. Las críticas de ortografía me han ayudado un montón, y las de gramática ni les cuento. Por eso me gusta, siento que me ha hecho crecer muchísimo. En cambio en Amazon, te tienes que esperar hasta la reseña final, y muchas veces no conoces al lector, no te identificas con él, y al final la percepción puede ser tan grande que no te deja tanto. 

- ¿Cuáles con tus próximos proyectos ya concretados?
En abril sale en papel "Tú, nada más" y en octubre saldrá "Vidas cruzadas". Ahora estoy subiendo una historia de ciencia ficción, "Luna". Ya mi proyecto personal, que estoy escribiendo actualmente, se llama "Luces en la tiniebla", es una historia muy cruda y real…. A lo mejor es la que se compartiré a finales del año, todavía no estoy segura, debo ver los tiempos. 
- ¿Estás satisfecha con todos tus libros o les cambiaría algo?
En general, con los que están publicados con Nova, estoy feliz, tranquila, y satisfecha. Seguramente tienen errores, pues a veces en edición se pasan muchísimo. Ahora mientras más leo, más me doy cuenta que hasta las grandes editoriales tienen errores, y eso se arregla con la edición. Con las novelas que están publicadas con la otra editorial… sí les cambiaría algo, pero como no se puede hacer mucho, tampoco soy de lamentarme. 

- ¿Por qué muchos de tus personajes masculinos tienen problemas con sus familias?
Pienso que la familia te genera la identidad. Son los puntos más frágiles y delicado de una persona, son los que nos determinan. Hay tantos tipos de familia como de personas y yo no me puedo encasillar solo con una clase, pues cada quien tiene una y cada una tiene sus distintos  problemas. Lo que para algunos puede ser grave, para otros puede ser un paseo por el parque. He tenido la posibilidad de "tocar" varios tipos de familia, con distintas situaciones, diferentes padres e hijos… 
El hombre, culturalmente, sí lleva una carga fuerte de poder, y de muchas cosas, pero también de exigencias, de expectativa hacia él. Se pinta mucho la desvalidez de la mujer, pero no se habla del hecho de que el hombre tiene que cumplir muchísimas expectativas para sentirse hombre… Por eso yo creo hombres a los que se les nota su calidez humana, que no son ni se sienten perfectos, que las situaciones que viven los hacen ver como seres humanos reales, que pueden sentir debilidad. 
Me nutro mucho de escuchar a las personas, y siempre he sido muy observadora. Las situaciones fuertes y trágicas de la vida siempre me han llamado la atención para escribirlas, pues ahí hay millones de historias por contar. 

**Alerta de spoiler. Libro "Tú, nada más"**
- Llama mucho la atención el “caso” de Anel con su madre… 
Particularmente lo de Anel fue porque es una situación actual, una muy fuerte a mi parecer; tiene que ver con cuestiones psicológicas muy graves por parte de su mamá, y todas sus acciones están justificadas en la novela, nada pasa porque sí. Yo no me levanto un día y dijo: "¡Ay! Ella va a ser mala, malísima". No.  Todo tiene un perfil psicológico que para poder escribirlo tengo que documentarme, investigar… y para ello cuento con una tía que es psicóloga. En cuestiones médicas tengo a un amigo que es doctor. En resumen, yo no me invento nada. 

- ¿Cuál de tus novelas es tú favorita?
"Luna", la que estoy subiendo actualmente a Wattpad. La escribí hace 5 años, es la primera parte de una saga titulada “En la oscuridad”, que estará conformada por cuatro libros. Esto es muy curioso, porque cuando yo empecé a escribirla solo estaba pensando en una novela, pero al final tuve que dividirla porque me di cuenta que tenía ¡más de mil hojas! (Risas). Esta historia me hizo volar la imaginación de una manera impresionante, me di cuenta que de verdad no hay límites. Así que sí, es mi novela favorita de todas las que he escrito. 

- ¿Te gusta algún género literario en particular?
Yo no leo de lo que escribo. Lo he intentado, pero no me gusta. A ver, me gusta el romance en las historias, más no me gusta que sea el centro de todo el libro. Y prefiero en tal caso el romance histórico. Me gusta leer a Barbara Wood y a José Saramago, el "Ensayo sobre la ceguera" fue muy fuerte de leer… También me gusta Kate Morton por el misterio, porque nunca sabes todo hasta el final. Las novelas que puedo leer cualquier día son las de Johanna Lindsey, ella escribe romance histórico y son buenísima. 

- Este gusto por la novelas históricas, ¿a qué se debe?
Mi mamá es historiadora, entonces siempre me contaba cuentos así y a mí me gusta imaginarme los vestidos, a los vikingos… todo eso me encanta. 

- ¿Tienes alguna manía a la hora de escribir?
Sí, música. Pueden estar mis dos hijos jugando y todo, pero debe estar la música que elegí para esa historia.

- Hay autores que al final de sus libros ponen playlist o los comparten por alguna plataforma. ¿Es este tú caso? 
Todas mis historias tienen su playlist en mi canal de YouTube, y algunas novelas las tienen al final del libro; otras mientras que las voy subiendo a Wattpad les pongo la canción. 

- ¿Qué sientes cuando ves a alguien con uno de tus libros?
Es extraño…  Esto ha ido creciendo de una manera tan extraña que, a pesar de que Guadalajara es muy grande, hay personas que ya me reconocen… Una vez estaba en la fiesta de una amiga de uno de mis hijos y una chica se me acercó y me dijo: "¿Me puedo tomar una foto contigo? Es que he leído tus libros"… Es tan extraño. No te sé decir si es orgullo, satisfacción… pero es extrañísimo en el buen sentido. Todavía no me lo creo, pero se siente muy bien. 

- Hasta ahora, ¿cuál personaje de tus novelas es tú preferido? 
Sara de "Luna". Ella es una chica de 17-18 años, y su personalidad es la que más me gusta, puede ser el personaje que tiene más de mí. La fantasía en la que ella vive y todo lo que le sucede… pues es que yo así vivo, más o menos (Risas). Yo pienso que muchos escritores tenemos una especie de esquizofrenia extraña, porque de verdad vivimos en un mundo muchas veces como alterno aunque estemos aquí.  Entonces Sara vive en una realidad que nadie conoce, y como lo enfrenta me gusta, me siento identificada.

- ¿La saga "En la oscuridad" llegará en físico? 
Mi idea es subir "Luna" al completo en Wattpad, y tras acabar le daré un descanso... A lo mejor comience a publicar otra novela que ya estoy escribiendo. Tengo varias en desarrollo, más quiero dedicarme a una sola, y después continuar con la secuela de "Luna", la cual iré subiendo dependiente de la aceptación, el feedback de mis seguidores. 
Cuando una de mis novelas está lista es que yo se la propongo a la editorial, y ellos están dispuestos a publicar todo lo que yo les dé, así que en un muy probable "sí" [saldrá publicada en papel]. ¿Cuándo? No lo sé, no quiero saturar el mercado porque yo ya tengo dos novelas que se publicarán este año y el siguiente saldrán otras dos… Así que iré con calma. 

- ¿Qué te hizo escribir desde el punto de vista de Liam en "Eterno"?
A Liam lo conozco muy bien, demasiado bien, por lo que me sentí en la capacidad de escribir como un hombre, que fuese creíble… Me atraía mucho la idea y el personaje necesitaba cerrar algo, narrarlo desde su perspectiva y por eso lo hice.

- ¿Algún consejo para aquellos que quieren comenzar a publicar sus propias novelas?
No tengan miedo. Aprendan a escuchar a la gente que tiene que aportar algo e ignoren a quienes solo desean lastimarlos. Esto es muy importante porque un mal comentario… las personas no se dan cuenta, a lo mejor no lo hacen con mala intención, pero pueden destruir toda la imagen que tienes de ti. Un mal comentario entre veinte buenos… Es impresionante como los humanos tendemos a darle más cabida a lo malo que a lo bueno, así que céntrense en lo positivo. Y por otro lado: arriésguense, si no lo hacen nunca sabrán qué es lo que podría haber pasado, porque qué es lo peor que podría ocurrir: ¿Que no te lean? ¿Que no vendas? Así que arriésguense, aprendan a escuchar, dejen la soberbia a un lado, pues uno tiene que aceptar cuando un libro no está bien escrito. 

- ¿A ti te ha pasado eso, que uno de tus libro no esté bien escrito?
Pues claro que sí. Tengo uno que se llama "Dulce debilidad"… cuando lo escribí mi hijo acababa de nacer, tenía dos meses, así que se pueden imaginar que revolución que viví, así que ahora cuando la leo me digo: "¡Madre mía de Dios, a este libro le hace falta una edición impresionante!" (Risas). Porque esa es la verdad, no está bien escrito y no me hace menos el reconocerlo, pues he aprendido que si lo vuelvo a plantear va a salir mucho mejor… y si no, pues ni modo. Tenemos que aprender a ser humildes, a aceptar cuando algo no está bien y ser valientes y avanzar, a arriesgarse… porque si se quedan parados donde están se van a estancar ahí, y eso sí es lo peor. 

- La mayoría de tus protagonistas femeninas tienen nombres no tan comunes. ¿De dónde los sacas?
Siempre me lo preguntan (Risas). No sé. Hay varios que cuando sueño con la historia ya los personajes viene con esos nombres. Y cuando no… pues al crearlos busco que encaje con su personalidad. Nunca pongo un nombre solo por ponerlo. 

- ¿Cómo te documentas a la hora de crear tus personajes?
Cuando comienzo a escribir una historia me doy cuenta si el personaje necesitará una situación psicológica fuerte o si trae una alguna condición médica; enseguida también analizo si requeriré de la colaboración de mi tía, la psicóloga. Por ejemplo, para Anel tuve varias charlas con ella. Así me documento para crear un personaje más real y fidedigno. Lo mismo aplica si el personaje tuve algún accidente y quedó marcado físicamente.

- ¿Le dedicas mucho tiempo a la escritura?
Realmente yo no escribo mucho, solo en las mañanas cuando los niños están en el kínder, y alrededor de unas dos o tres horas. Cuando estoy inspirada le dedico mucho más tiempo, y como lo he hecho un hábito, ahora soy un poco más ágil. No acostumbro escribir de noche porque suelo estar cansada. Soy una persona diurna, aunque en la noche puedo dedicarme a la edición.

- ¿Qué tal llevas las críticas?
Las que me enseñan las llevo bien. Leo las reseñas y si en una me dicen "A mí no me gustó, me parece que ella no es un personaje fuerte”, pues ya eso es cuestión de gustos, son percepciones personales. He llegado a leer cosas como "Pienso que la autora redundó muchísimo en los mismos sentimientos y eso tornó la lectura cansona" o "Cae mucho en la misma palabra", y yo voy y reviso. Ese tipo de críticas que me ayudan a mover el estilo y a mejorar las aprecio mucho; mientras que las que tienen que ver con gustos personales… realmente no les hago mucho caso. El otro día leí una que era algo así: "Nunca he leído romance, no es de mis géneros favoritos. Leí tu libro y le faltó muchísimo, además no me creí los personajes, no me sentí en la situación”… Ese tipo de comentarios no los contesto.
Es muy fácil criticar y no ponerse en el lugar del escritor y pensar en todo los momentos que dejaste de vivir por estar creando una fantasía. Las personas deben aprender a ser delicada con sus palabras, y a decir correctamente lo que sea que quieran expresar. 

- Un mensaje para tus lectores.
Ellos saben que los amo muchísimo, que estoy aquí, que he seguido esta camino, por ellos, literalmente, porque son mi motor y mis más grandes cómplices. Yo les digo que son mi Yang, y yo su Ying; somos un complemento que no funciona el uno sin el otro y por eso les dedico la misma cantidad de tiempo que a mi escritura, porque son igual de importantes. He aprendido mucho de cada uno y los adoro.


PD. Texto redactado por la periodista Mónica Da Rocha. Antes de tomarlo y difundirlo, por favor contactarnos para solicitar la autorización.

Y una vez más se nos hizo corto el tiempo, a pesar de que el texto resultó bastante largo. Un placer haber compartido con Ana Coello, y gracias por dejarnos entrar en tu mundo de fantasía, donde conocimos a la autora y a la mujer que se vislumbra tras sus novelas. 


You Might Also Like

5 comentarios

  1. Me encanto, gracias por entrevistar a mi escritora favorita.

    ResponderEliminar
  2. Hermosa entrevista. La amé. Y todos sus libros son maravilloso, los recomiendo todos.

    ResponderEliminar
  3. Ana es realmente maravillosa!. Leí todas sus obras terminadas y actualmente Luna. Tengo 4 de sus libros en físico, así que estoy esperando por el quinto. Altamente recomendada. ��

    ResponderEliminar